Mundo

Un hombre se hace pasar por policía en EE.UU., esposa a un borracho y termina preso

Un hombre fue puesto bajo custodia luego de fingir ser un policía y esposar a un borracho en la ciudad de Atlanta (Georgia, EE.UU.). El falso agente, identificado como Terrence Jacks, de 49 años, es acusado de hacerse pasar por un funcionario o empleado público y fue enviado a la cárcel del condado de Fulton.

“Los imitadores de oficiales ponen en peligro la legitimidad de la profesión policial. Este arresto es importante para mantener la confianza de la comunidad en nuestro departamento”, afirmó la Policía de Atlanta este miércoles a través de redes sociales.

El comportamiento de Jacks fue descubierto a raíz de un accidente automovilístico ocurrido la madrugada del pasado 1 de septiembre. Tras reportarse lo sucedido, agentes acudieron al lugar y notaron que el copiloto de uno de los vehículos involucrados parecía estar muy ebrio y tenía las manos esposadas detrás de la espalda.

La conductora y esposa del sujeto, Patricia Smith, comentó a los policías que un “oficial” había sido el responsable de inmovilizar a su marido minutos antes, mientras se encontraban en un club nocturno a pocos kilómetros de ahí. El incidente le resultó extraño a las fuerzas del orden y decidieron ir al establecimiento para localizar al supuesto agente.

En el lugar hallaron a Jacks, quien portaba un radio y una pistola, vestía un chaleco con parche policial y una placa de agente especial del Departamento de Seguridad Nacional. Además, tenía un coche con luces azules y calcomanías de la Policía. El hombre afirmó que trabajaba como guardia de seguridad en el club y que había esposado a un sujeto que escapó en una camioneta.

Más adelante, incluso mostró sus supuestas credenciales del Departamento de Seguridad Nacional. Sin embargo, tras una investigación exhaustiva los oficiales confirmaron que Jacks no era un agente, incautaron su equipo policial y lo arrestaron. Entretanto, se descubrió que Patricia Smith había sido culpable del accidente vehicular y fue acusada de varios cargos. Mientra, su esposo, Samuel Smith, tenía una orden judicial activa fuera del condado de Fulton y fue puesto bajo custodia. Con RT

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *