Suecia rechaza el uso del VAR en los partidos de fútbol profesional

 

La junta directiva de la Asociación Sueca de Fútbol (SvFF, por sus siglas en sueco) optó por posponer para finales de este año la decisión de implantar el sistema de videoarbitraje (VAR, por sus siglas en inglés) en las ligas profesionales de fútbol del país nórdico, recogen medios deportivos locales.

La resolución se tomó después de que 18 de los 32 clubes que forman parte de la primera y segunda división del país votaran, a través de mociones, en contra del establecimiento del VAR en los partidos.

La decisión definitiva sobre el uso de la controvertida tecnología se discutirá en una junta de representantes que se celebrará el próximo mes de noviembre, en donde participarán miembros de la SvFF y de las asociaciones que agrupan a equipos distritales, profesionales y femeninos. Esto significa que el sistema no se utilizará en la temporada 2023/24, que inicia el próximo mes de abril.

John Pettersson, adjunto en el Sindicato Sueco de Aficionados al Fútbol (SFSU, por sus siglas en sueco), comentó que “son las asociaciones de élite las que se ven afectadas por el VAR”, por lo que sus integrantes se han pronunciado en contra de su implantación. “Estoy bastante seguro de que el VAR, con el sistema actual, tiene pocas posibilidades de entrar en el fútbol sueco”, señaló.

El VAR consiste en un conjunto de cámaras que retransmiten las jugadas del terreno del juego a una sala apartada para que el equipo arbitral pueda revisarlas y analizarlas. Según los protocolos de la International Football Association Board (IFAB), este sistema solo debe usarse en caso de goles, penales, tarjetas rojas directas y confusión de identidad de jugadores.

El sistema se probó por primera vez en septiembre de 2016 durante un partido amistoso entre las selecciones de Italia y Francia disputado en la ciudad italiana de Bari. En marzo de 2018, la IFAB autorizó el VAR, ignorando las críticas por las confusiones que ha provocado en algunos encuentros donde se ha empleado. Con Infobae

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *