21 mayo, 2024
Mundo

Revelan que aliados de Bolsonaro debatieron movilizar a 1.500 militares para dar un golpe de Estado en Brasil

Dos personas muy cercanas a Jair Bolsonaro, presidente de Brasil entre 2019 y 2023, debatieron movilizar a 1.500 militares para poder llevar a cabo un golpe de Estado en el país, según un audio difundido este lunes por CNN Brasil.

Concretamente, la Policía Federal (PF) obtuvo mensajes en los que el coronel Antonio Elcio Franco Filho, ex secretario ejecutivo del Ministerio de Salud y exasesor de la Casa Civil durante el Gobierno de Bolsonaro, conversaba con el exmayor Ailton Gonçalves Moraes Barros a mediados del pasado mes de diciembre, tras la victoria de Luiz Inácio Lula da Silva en las elecciones generales del país latinoamericano.

“Hay que convencer al general Pimentel […] es necesario convencer al comandante de la Brigada de Operaciones Especiales de Goiania para arrestar a Alexandre de Moraes [juez del Supremo Tribunal Federal]. Vamos a organizar, desarrollar, instruir y equipar a 1.500 hombres”, le dijo Ailton Barros a su interlocutor.

En ese momento, Elcio Franco le responde que el entonces comandante del Ejército no quería participar en el operativo golpista porque temía ser responsabilizado por ello. “Él tiene miedo de las consecuencias”, señaló.

Cabe recordar que la semana pasada la PF arrestó a Ailton Barros y al teniente coronel Mauro Cid Barbosa bajo sospecha de que estuvieron involucrados en un supuesto fraude de vacunas contra el covid-19 en los sistemas del Ministerio de Salud.

Tras revelarse el último audio, Gleisi Hoffmann, presidenta del Partido de los Trabajadores —partido de Lula—, dijo que los mensajes muestran las “huellas de los crímenes” y una “burla total de la democracia”. En este sentido, afirmó que el hecho de que el delito no se llevara a cabo no disminuye la gravedad del asunto.

El pasado 8 de enero, miles de partidarios de Bolsonaro invadieron y saquearon los edificios de la Presidencia, el Congreso y el Supremo Tribunal Federal, situados en Brasilia, pidiendo la destitución de Lula al frente de la presidencia apenas una semana después de haber asumido el cargo. Más de 2.000 personas fueron detenidas inmediatamente tras los altercados. Con RT

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *