23 mayo, 2024
Mundo

Políticos australianos piden a EE.UU. renunciar a la extradición de Julian Assange

48 legisladores federales de Australia han pedido al fiscal general de EE.UU., Merrick Garland, que abandone los intentos de extraditar al fundador de Wikileaks, el periodista australiano Julian Assange, actualmente preso en Reino Unido.

En una carta abierta publicada el martes, diputados laboristas, de la Coalición Liberal-Nacional, de los Verdes y de otros partidos de todo el espectro político advirtieron que la extradición “sentaría un peligroso precedente para todos los ciudadanos del mundo, los periodistas, los editores, las organizaciones de medios de comunicación y la libertad de prensa”. “También perjudicaría innecesariamente a Estados Unidos como líder mundial en materia de libertad de expresión y Estado de derecho”, añadieron.

Asimismo, indicaron que la petición expresa también la voluntad de la mayoría de la población australiana, ya que los sondeos muestran que el 88 % de los ciudadanos apoyan, o no se oponen, a los llamamientos para que Assange sea devuelto a Australia.

“Una clara mayoría de australianos considera que este asunto ha durado demasiado tiempo y debe concluir. Le imploramos que abandone el procedimiento de extradición y permita que Assange regrese a su país”, concluyeron.

El caso Assange

Julian Assange se encuentra preso desde abril de 2019 en la cárcel británica de máxima seguridad de Belmarsh, donde fue recluido luego de que el entonces presidente de Ecuador, Lenín Moreno, permitiera su arresto en la embajada ecuatoriana en Londres, donde permaneció en condición de asilado durante siete años, desde junio de 2012.

El periodista es acusado en EE.UU. por supuesta conspiración tras publicar en WikiLeaks unos 100.000 documentos clasificados como “confidenciales” y otros 15.000 como “secretos”, generados entre 1966 y 2010, que fueron filtrados por funcionarios estadounidenses. Washington pide para él 178 años de prisión por un total de 18 cargos.

En junio del 2022, la Justicia británica aprobó su extradición al país norteamericano, decisión que fue validada por el Gobierno de Reino Unido. La resolución, de momento, no ha sido concretada debido a una apelación presentada por Assange, en medio de reclamos de justicia de la comunidad internacional a favor de su liberación. Con RT

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *