Los huracanes ponen en peligro las plantas de gas y petróleo en el golfo de México

Una de las principales plantas energéticas de la ciudad de Corpus Christi, en el estado de Texas (EE.UU.), está viendo cómo se reduce el volumen de gas natural licuado (GNL) suministrado por culpa de la tormenta tropical Harold, según informó Reuters el miércoles.

La planta pertenece a la compañía estadounidense Cheniere Energy y, de acuerdo con los pronósticos de Refinitiv, se espera un declive del volumen de GNL entregado a la planta de casi un 30 % después del paso de los huracanes, cayendo el miércoles a unos 1.500 millones de pies cúbicos diarios en comparación con los 2.100 millones del martes.

Además, se reporta que otras empresas energéticas en esta zona se cerraron debido a las condiciones meteorológicas, incluso la refinería Citgo Petroleum, también localizada en Corpus Christi.

Asimismo, alrededor del 40 % del volumen total de producción de gas y petróleo en el área del golfo de México será suspendido si los huracanes se intensifican, alcanzando incluso el 90 % en el caso de que el desastre natural sea mayor, según el informe de Enverus Intelligence Research. Para restaurar el funcionamiento de las plantas se necesitará de 7 a 16 días.

La Administración Nacional Oceánica y Atmosférica ha aumentado su predicción para la temporada de huracanes en el Atlántico en el 2023, y pasará de un nivel de actividad cercano al normal a uno superior a lo que es habitual. Aunque la tormenta tropical Hilary se ha ido debilitando gradualmente, sigue inundando partes de México, California y el suroeste de Estados Unidos. Con RT

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *