23 mayo, 2024
Economía

Las acciones del Credit Suisse se desploman más de un 60% tras el acuerdo con UBS

Las acciones del banco suizo Credit Suisse se desplomaron en las operaciones de este lunes, a pesar del acuerdo para su adquisición por parte de su rival, UBS, por unos 3.240 millones de dólares.

En concreto, las acciones perdieron un 61,95% en las operaciones previas a la comercialización en Zúrich y cotizaron a 0,61 francos suizos (0,6578 dólares). Al mismo tiempo, el valor de sus bonos adicionales de nivel 1 (AT1) cayó hasta 1 centavo por dólar, después de que el banco anunciara que la deuda, por valor de 16.000 millones de francos, se reducirá a cero en el marco del rescate.

Normalmente, los AT1 suelen pertenecer a grandes inversores institucionales, así como fondos de cobertura, y están diseñados para soportar la mayor parte de las pérdidas durante una crisis. Tales bonos fueron emitidos tras la crisis financiera del 2008 para transferir el riesgo de quiebra bancaria a los inversores en bonos expuestos a amortizaciones en una situación crítica, en lugar de a los accionistas.

Por otro lado, las acciones del propio UBS bajaron un 4,73%, a 15,81 francos suizos (17,05 dólares). Posteriormente, se informó que había perdido un 15%. “Las próximas horas de negociación nos darán una mejor idea de si la crisis está contenida”, comentó Ipek Ozkardeskaya, analista senior de Swissquote Bank.

“En teoría, no hay razón para que la crisis del Credit Suisse se prolongue, ya que lo que desencadenó el último terremoto de Credit Suisse fue una crisis de confianza -que no concierne a UBS-, un banco fuera de la turbulencia, con, además, amplia liquidez y garantía del SNB [Banco Nacional Suizo] y del Gobierno”, agregó.

Este domingo, el Banco Nacional Suizo informó que Credit Suisse será adquirido por el mayor banco del país, UBS, bajo el formato de fusión por 3.000 millones de francos.

La entidad sufrió la semana pasada pérdidas significativas a raíz de la crisis bancaria que afecta a EE.UU. y después de que el Banco Nacional Saudita anunciara que no inyectaría más dinero al banco. En este contexto, el banco central suizo se vio obligado a prestar 50.000 millones de francos (unos 53.600 millones de dólares) a Credit Suisse. No obstante, la financiación otorgada por el regulador no logró estabilizar el precio de las acciones de la entidad financiera. Con RT

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *