23 mayo, 2024
Política

El exministro de Hacienda le echó la culpa de la crisis política del gobierno Petro a Carolina Corcho

Desde diferentes orillas políticas aún lamentan la salida del José Antonio Ocampo, como ministro de Hacienda del gobierno Petro, ya que le brindaba mucha confianza al mercado y los inversionistas en Colombia.

Ocampo ya está en el proceso de regresar a Nueva York, Estados Unidos, para retomar sus funciones académicas en la Universidad de Columbia, pero no se ha alejado de los asuntos del Estado, ya que ha manifestado su apoyo al ministro de Hacienda, Ricardo Bonilla, y a la ministra de Trabajo en lo que concierne a la reforma laboral.

Para el exministro, algo que impulsó la crisis política en el gobierno del presidente Gustavo Petro fue la postura de Carolina Corcho frente a la reforma a la salud. A pesar de los consensos a los que se llegaron con las diferentes orillas políticas, la exjefe del ministerio de Salud no lo reflejó en el texto que presentó al Congreso.

“La reforma de la salud fue el tema más complejo y lamento que los puntos de vista que expusimos varios miembros del gabinete no se tuvieran en cuenta. Incluso el presidente Petro dijo que sí, que tendríamos un régimen mixto, pero ello no se reflejó en el texto que presentó la ministra Corcho. Las discusiones posteriores también mostraron la dificultad que tenía para llegar a acuerdos de distinta naturaleza. Y uno puede decirlo con claridad: esta crisis política se le debe a ella”, señaló José Antonio Ocampo en una entrevista con El Tiempo.

En la misma entrevista con ese medio de comunicación, José Antonio Ocampo también habló de la propuesta de Irene Vélez sobre el cambio de la fórmula del precio a la gasolina, algo con lo que siempre ha estado en contra el exministro de Hacienda.

“Ese tema ya se había discutido y siempre expresamos una visión negativa sobre el cambio en la fórmula, porque los precios son los precios. Aparte de que se afectarían las finanzas de Ecopetrol, cuyos excedentes son fundamentales para cubrir el déficit del Fondo de Estabilización de Precios de Combustibles. La fórmula que ahora se propone es como si se le dijera a cualquier sector, como el café, que su precio no está atado al internacional”, señaló Ocampo a El Tiempo.

Esta es la misma postura que ha tenido el actual ministro de Hacienda, Ricardo Bonilla, que ha descartado el cambio de la fórmula del precio de la gasolina.

“Yo propongo que ampliemos la mesa y busquemos las alternativas, porque es de mucho riesgo para la actividad fiscal. Por lo que es necesario ampliar la mesa y por eso incluyo al Comité Fiscal”, señaló el nuevo ministro, en diálogo con la emisora W Radio.

Por todo lo anterior, Irene Vélez, ministra de Minas, y Ricardo Bonilla, jefe del Ministro de Hacienda, enfrentarán un debate de control político ante la Cámara de Representantes, esto por el incremento en el costo de los combustibles que ha establecido el Gobierno nacional como medida para enfrentar el déficit en el Fondo de Estabilización de Precios.

Para Bonilla al finalizar el 2023 el galón de gasolina corriente podría rondar entre los 16.000 pesos, algo que para la representante del Partido Dignidad y Compromiso, Jennifer Pedraza, es un golpe demasiado duro para el bolsillo de los hogares, a los cuales se les incrementaría aún más el costo de vida.

La congresista dijo que “no es cierto, como plantea el Ministerio de Hacienda, que el consumo de gasolina esté concentrado en los hogares más ricos y súper ricos. Muchos hogares vulnerables requieren gasolina para su planta de electricidad, para su motocicleta como medio de transporte, para el taxi”.

La representante también cree que una vez se efectúe el alza en el diésel, el impacto será aún peor, pues empezaría a afectar la canasta básica de millones de familias. Agregó; “Mucho más cuando consideramos el diésel, que es un bien que se necesita para el transporte y la comercialización de alimentos. Incrementar el precio al diésel va a disparar el precio de la canasta básica familiar. Se está jugando el hambre de los hogares colombianos”.

Para la política, la principal acción que debe adelantar el Gobierno nacional tendría que ser el cambio en la fórmula con la que se calcula el costo de los combustibles, ya que considera que no tiene en cuenta que el 70% de la gasolina que consumen los colombianos se produce al interior de la nación. Con Infobae

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *